Se conocía a Boadilla en la Edad Media como la “Bovatella in Rido seco”, lugar de la hoyada o acaso de la boyada (de lugar de bueyes). En su término se levantó en su día el Real Monasterio de Santa María de Benavides con monjes Bernardos y que había sido fundado a finales del siglo XII y al que pertenecieran muchas villas de su entorno. FueBoadilla lugar solariego de la importante familia de los Alburquerque.

Su iglesia parroquial, dedicada al Salvador, fue construida a mediados del siglo XVI por el cantero Andrés de Buega a base de piedra y ladrillo con tres naves y pilares cilíndricos que soportan sus bóvedas de arista y realizados en 1647. 

La torre que se levanta a los pies fue iniciada en 1581 y terminada en 1654.

Es muy digno de admirar un Calvario del último tercio del siglo XVI del estilo de Isaac de Juni, más otro Crucifijo también de ese siglo próximo al taller de Balmaceda. Sobresalen además artísticamente en esta iglesia tres de sus retablos barrocos.